logo tw Álvaro Moreno

  • La aspirante a secretaria general del PSOE carga contra la filial en Cataluña del partido por su indefinición sobre la independencia
  • Pese a la tensión del conflicto interno entre ambas partes del Partido Socialista hoy con la reunión de Mikel Iceta y Javier Fernández la situación se ha normalizado

Tras la abstención del PSOE y la rebelión sobre la disciplina de voto de los diputados de la filial socialista en Cataluña, la relación entre el PSC y el partido nacional se ha convertido en un constante de tensiones que hoy ha encontrado un poco de calma con el encuentro entre Iceta y el presidente de la gestora, Javier Fernández.

Sin embargo, la aspirante a la secretaría general de partido, Susana Díaz, ha cargado contra la actitud del PSC y les ha acusado de actuar de forma independiente a Ferraz, cosa que no deberían poder hacer.

La presidenta de Andalucía ha recurrido a la "declaración de Granada" en la cual se consideraba a España, una nación de naciones, por lo tanto ha incidido en que si esa "nación" que para ellos es Cataluña, debe ser un Estado, es un debate de todo el PSOE, no que deba acaparar la filial en Cataluña como presuntamente hace. Susana Díaz ha explicado que "tendrán que aclarar si quieren ser nación o si quieren ser nación para ser estado. Ese debate tiene tanta profundidad, que el PSOE no se puede enterar de él por los medios".

La dimisión de Pedro Sánchez y la anterior propuesta de Mikel Iceta de celebrar un referendum "a la canadiense" han creado un abismo entre ambas partes de este conflicto. En estos momentos el PSC y el PSOE viven momentos de máxima tensión aunque la propia presidenta andaluza se ha mostrado optimista diciendo que "cree que ambas partes lograrán llegar a un entendimiento" ya que afirma que "está convencida de que seguirán caminando juntos y de que habrá un debate sosegado".

Además en estas declaraciones, Susana Díaz ha cargado contra el anterior secretario general. Pese a que ha dicho que no iba a valorar a los anteriores líderes del partido ha dicho que "Este proceso no ha salido bien. Miro los resultados hoy y son peores que los de 2014 y el partido está dividido (...) Pedro Sánchez lo ha intentado, pero el proyecto ha fracasado".