logo twMarcos H. De la Morena 

A través de un burofax, la gestora que dirige al PSOE ha notificado al candidato y exsecretario general que debe cancelar de inmediato su proceso de financiación de campaña para las primarias, realizado a través de un crowdfunding (micro inversores anónimos).

Además, se habría enviado otro burofax a los otros dos candidatos, Díaz y López, para informarles de las financiaciones no aceptadas por la dirección del partido. Las tres misivas llevaban la firma del gerente del PSOE, Gregorio Martínez. En ellas, se les comunica también que ya están en funcionamiento los mecanismos económicos por los que se tienen que regir para el cumplimiento de la ley de partido. Todos los candidatos o precandidatos tendrían abierta una cuenta corriente propia del PSOE para consignar ingresos y gastos de sus campañas.

Sin embargo, el problema con Sánchez viene cuando la gerencia le notifica que todas las transacciones a través de esa cuenta deben hacerse a través de donantes identificados. Según las normas generales de un crowdfunding, cualquier donante anónimo puede aportar su ‘granito de arena’ a las campañas, por lo que, según las normas de la gestora en este tema, no será válida ninguna donación sin identificar. Además, al no poder confirmar todos los datos de los mismos, instan a Sánchez a que cese en su financiación utilizando este sistema.

Aunque no ha tenido respuesta oficial, parece ser que Sánchez no ha aceptado dar por terminado su crowdfunding, mientras que tanto Susana Díaz como Patxi López habrían reconducido sus campañas de financiación hacia sistemas más adecuados con la dirección del partido.

Según los dirigentes actuales del PSOE, la razón del envió de este burofax sería debido a la actitud del equipo de Sánchez para no finalizar sus transacciones con los microinversores.


MÁS INFORMACIÓN

Susana Díaz exige a Pedro Sánchez que no divida al PSOE en ‘izquierdas y derechas’