• Felipe Gonzalez también animó a la formación a abstenerse en la investidura de Mariano Rajoy
  • De momento el grupo socialista sigue en el “no”

El PSOE se encuentra entre la espada y la pared y ahora algunas voces acreditadas piden un debate interno para decidir la posición del partido frente a la investidura de Mariano Rajoy. Esta vez, el que se ha manifestado ha sido Jose Luis Rodriguez Zapatero el que con unas terceras elecciones al acecho ha pedido que “el PSOE dialogue”.

El ex mandatario del partido socialista cuya presidencia del gobierno concurrió de 2004 a 2011, ha hecho un llamamiento a las bases internas de la formación socialista. Así mismo ha pedido al Partido Popular que “haga los esfuerzos necesarios” por haber tenido mayoría en la Cámara. La incertidumbre política y el riesgo de unas nuevas elecciones ha hecho manifestarse a dos ex presidentes del gobierno. Y desde dentro del partido comentan que Zapatero ha seguido la línea de opinión de Felipe González, aunque este fue más concreto afirmando que “el PSOE debe apoyar a Rajoy aunque no se lo merezca”.

Rodríguez Zapatero señaló su deseo en que el partido tenga “una salida razonable” frente a la situación política que se plantea. Que por ahora sigue manteniendo su línea de “no” a Rajoy. Entre los pactos posibles, abstenciones y apoyos, la única forma de que hubiese gobierno sería la abstención del Partido Socialista. Ya que hasta ahora cuenta con la abstención de Ciudadanos en segunda ronda y como ya se contó, la negativa del partido de Iglesias.

Pero el PSOE que negó la mayor el 20 de diciembre  manifestando su decisión de no facilitar un gobierno de Mariano Rajoy “ni por acción ni omisión”, ahora se enfrenta a la disyuntiva de apoyar o no un Parlamento de su oponente.

Susana Díaz, que el 26 de junio al ver los resultados entendió que lo conveniente era no poner trabas para la formación de un gobierno,  lo manifestó públicamente un día más tarde pero ahora junto al resto de la ejecutiva, mantiene silencio apoyando a un Pedro Sánchez que se niega, por el momento, a votar a favor de la investidura de Mariano Rajoy.

Pero la solución a que hay aun gobierno de España no está únicamente en manos del Partido Socialista, dijo Rodriguez Zapatero, cada formación tiene que “cumplir su alícuota parte de responsabilidad” para que el país salga adelante.