logo twÁlex Martín

Después de la acusación realizada por un ex-compañero de Kevin Spacey por acoso sexual, y la posterior confesión del actor que da vida a Frank Underwood en ‘House of Cards’, Netflix ha intervenido rápidamente para evitar que su imagen se vea perjudicada. En un comunicado, la compañía ha anunciado que la sexta temporada será la última de la serie de intrigas políticas en Washington.

“Media Rights Capital y Netflix están profundamente preocupados por las noticias de ayer por la noche acerca de Kevin Spacey. En respuesta a las revelaciones, directivos de ambas empresas han llegado esta tarde a Baltimore para encontrarse con el reparto y el equipo para asegurarse que se sientan seguros y apoyados. Como estaba previsto, Kevin Spacey no estaba en el set en este momento”, han anunciado la productora de ‘House of Cards’ y Netflix, que ha lanzado al estrellato mundial, a, entre otros, Spacey.

Además de ser el protagonista, el ganador de dos premios Oscar era uno de los productores ejecutivos de la serie. A pesar de que en el comunicado, se ha apoyado al actor, las acusaciones eran demasiado graves como para ignorarlas y Netflix ha decidido cortar por lo sano antes de verse implicada en otro de los casos más espinosos en los que se está viendo Hollywood.

Kevin Spacey sale del armario tras ser denunciado por acoso sexual