El preso político Leopoldo López ha salido de la cárcel e de Ramo Verde y ha pasado a estar en arresto domiciliario. La liberación del dirigente del partido Voluntad Popular (VP), detenido desde 2014, ha sido confirmada por su abogado Javier Cremades en Twitter, la salida de López se produjo de madrugada tras la visita del canciller venezolano, Samuel Moncada, anoche a la cárcel.

Varios miembros del grupo de élite del Servicio Bolivariano de Inteligencia, lo trasladaron a su casa situada en las afueras de Caracas con un brazalete electrónico. El Tribunal Supremo de Venezuela ha señalado que su liberación responde a problemas de salud de López, en una nota han explicado que “en virtud de que existían serios señalamientos de irregularidades sobre la distribución del expediente a un Tribunal de Ejecución, asimismo y en virtud de información recibida sobre la situación de salud del dirigente político, el magistrado ponente considera ajustado a derecho otorgar una medida humanitaria a López”.

Leopoldo López fue condenado en 2015 a 13 años, 9 meses, 7 días y 12 horas de cárcel, a cumplir en la prisión militar de Ramo Verde. La juez Susana Barreiros lo consideró culpable de participar e instigar las manifestaciones de 2014, que provocaron la muerte de 43 personas y cientos de heridos. El dirigente ya había trasladado a su mujer Lilian Tintori que la condición indispensable para que él abandonase la cárcel es que liberasen también a los demás presos políticos.

Durante estos últimos meses López habría recibido varias ofertas del regimen de Maduro. Durante algunas conversaciones estaba presente Jose Luis Rodríguez Zapatero,  la canciller Delcy Rodríguez y su hermano Jorge. El ex presidente había propuesto ya a principios de junio en una comisión la posibilidad que pasase a arresto domiciliario.

El abogado de López ha asegurado que “esto supone un reconocimiento del liderazgo de Leopoldo López, que se prepara para liderar de nuevo la alternativa al régimen de Nicolás Maduro, cuya resistencia Leopoldo López ha logrado quebrar. Es una victoria aplastante como lo fue el hombre de Tiananmen. Ha estado tres años resistiendo a un régimen implacable”.