logo twMarcos H. De la Morena 

El líder de Podemos ha salido rápidamente al paso de la denuncia que se hacía pública en el día de ayer por parte de la Asociación de Prensa de Madrid (APM). Según la misma, diversos altos cargos de la formación morada, incluido el propio Iglesias, habrían realizado presiones y coacciones hacia multitud de periodistas españoles, quienes han volcado sus quejas en esta acusación conjunta abanderada por la organización del gremio.

Esta misma mañana, el recientemente reelegido secretario general pasó al ataque, exigiendo a la APM a llevar a los tribunales sus acusaciones, según él, “totalmente falsas”. Además, ha animado también a los periodistas que habrían recurrido a la asociación que sean valientes y denuncien por ellos mismos a judicializar cada uno de los casos.

Ha sido momentos antes de entrar al Congreso de los Diputados cuando Iglesias ha decidido romper su silencio ante los medios, tratando de exculpar a su partido de estas informaciones. En un primer momento, se ha mostrado extrañado ante este “aluvión de críticas y difamaciones”, para después asegurar que no son ciertas y que en ningún momento Podemos ha llevado a cabo tales acciones. «Quien hable de amenazas habla de delitos y tendría que poner esa información en manos de un tribunal. Lo que hay que hacer es presentar pruebas», ha comentado.

Además, ha querido hacer especial énfasis en su opinión sobre la presidenta de APM, la periodista Victoria Priego: «Me alarmó enormemente que Victoria dijera que su palabra sirve como garantía». Seguidamente, ha añadido que se debería recordar «aquel vídeo tan estupendo en el que el señor Adolfo Suárez frente a la señora Prego se tapaba al micrófono para decir que se había incluido en la Constitución de la Monarquía para que no hubiera un referéndum». Iglesias ha argumentado haciendo uso de su acidez habitual, asegurando que: “ese vídeo permaneció oculto, y eso es algo que a los demócratas nos debe alarmar mucho».

Como cierre de su defensa, ha retado a la APM a llevar a terreno judicial sus acusaciones: «la señora Prego debería presentar toda esa documentación y todas esas pruebas en un tribunal de justicia porque, si no, estamos hablando de la palabra de alguien que es muy respetable pero tanto como cualquier otra».


MÁS INFORMACIÓN

Podemos, denunciado por la APM por acoso y amenazas hacia los periodistas