• El equipo vasco ha provocado el cuarto empate consecutivo del Real Madrid, que pasa por una pequeña crisis
  • Fran Rico, por parte del equipo de Mendilibar, se adelantó y Gareth Bale empató marcando de cabeza

El Real Madrid se presentaba en su estadio, el Santiago Bernabéu, después de tres empates consecutivos, con la idea de volver a la senda de la victoria. El Eibar, por su parte, se presentaba con la idea de sorprender al equipo blanco, teórico favorito del partido.

El que hasta hoy era líder de la Liga Santander, empezó despistado el encuentro correspondiente a la séptima jornada del Campeonato Nacional de Liga, por lo que permitió a su rival que jugase bien y que marcase a los seis minutos.

Un gol de Fran Rico, ex canterano del equipo blanco, de cabeza, metió el miedo en el cuerpo a la afición madridista, que veía cómo su equipo, por primera vez esta temporada, podía caer de forma estrepitosa, en su estadio.

Una pequeña reacción del Real Madrid, permitió que los jugadores dirigidos por Zinedine Zidane lograsen acercarse a la portería defendida por el vasco Asier Riesgo. Así, en el minuto 17, Gareth Bale, a pase de Cristiano Ronaldo, también de cabeza, puso el empate en el electrónico del Santiago Bernabéu.

A partir de ahí, hubo una gran sucesión de ocasiones, en las que cualquiera podía haberse llevado el encuentro y por tanto los tres puntos a su posición en la clasificación general de la Liga Santander.

A la vuelta de vestuarios, el Real Madrid tuvo un amago de reacción para poder llevarse el encuentro y batir a un inspirado Asier Riesgo, que pudo despejar todos los balones, con ayuda de su defensa, que llegaban a su portería por parte de los jugadores del frente de ataque del Real Madrid.

El partido empezaba a acabarse y el equipo blanco comenzaba a desesperarse, ya que, por muchas ocasiones que tuviera y el dominio de la posesión, el Eibar se defendía a la perfección, e incluso tenía oportunidades para poder llevarse el encuentro, pero tampoco fueron capaces de batir al costarricense Keylor Navas.

Con este empate, el Real Madrid pierde su posición de privilegio al frente de la Liga Santander, y, a falta de lo que haga el F.C. Barcelona, el nuevo líder del Campeonato Nacional de Liga es el Atlético de Madrid, que está en un extraordinario momento de forma, después de su victoria frente al Valencia este mediodía.