logo tw Álvaro Moreno

  • El partido exige responsabilidad por haber desobedecido las órdenes de la ejecutiva
  • Esta decisión por parte de los miembros del PSC hace replantearse la reacción entre la entidad nacional y su filial en Cataluña

La pasada sesión de investidura de Mariano Rajoy, los diputados socialistas tuvieron la orden clara de abstenerse en bloque, sin que ninguno de ellos rompiese la disciplina de voto. Era un secreto a voces que este mandato no se iba a obedecer por la totalidad de los diputados. Concretamente los que iban en representación del PSC tenían la orden de desobedecer la voluntad de Ferraz. Por todo esto 15 fueron los representantes que optaron por votar «no» y hoy les ha llegado una carta en las que se avisa de que se les abrirá expediente en la formación por su desobediencia.

Uno de los diputados afectados por esto publicó el contenido de la carta que decía: «En la sesión plenaria número 13 del pasado sábado 29 de octubre, votaste en sentido contrario al fijado por dicha resolución de comité federal. Por ello te comunico el inicio del procedimiento recogido en el Capítulo IV de nuestro reglamento interno».

Según dicho punto del reglamento estos diputados podrían ser sancionados con una multa entre 200 y 600 euros. Lo más probable es que la cuantía económica de dicha multa sea la máxima y así se votará en pleno. El mayor problema que tendrán estos diputados más allá del económico es que esta decisión podría dar motivos relevantes para que desde Ferraz no tengan confianza en dichos miembros del PSOE.

Para las diputadas independientes que han desobedecido, Margarita Robles y Zaida Cantera esa pérdida de confianza puede ser algo clave. Sin embargo los diputados del PSC liderados por Meritxell Batet (Marc Lamuà, José Zaragoza, Odón Elorza, Pere Joan Pons, Manuel Cruz, María Mercè Perea, Lídia Guinart y Joan Ruiz) al haber recibido órdenes directas de la cúpula de su partido en Cataluña no tendrán ese factor de pérdida de confianza. Pese a esto, las consecuencias reales de esto llegarán para el partido, debido a que la relación de este con el nacional está cuestionada desde Ferraz y se revisará pronto.

Los otros diputados que desobecieron la disciplina de voto son Sofía Hernanz, Susana Sumelzo, María Luz Martínez y María del Rocío de Frutos.