logo twÁlex Martín

El Real Madrid aguanta el ritmo del Barcelona en la lucha por el título de la Liga Santander y dejan el campeonato para la última jornada. El equipo dirigido por Zinedine Zidane ha barrido al Sevilla por cuatro goles a uno, obra de Nacho, Cristiano en dos ocasiones y Toni Kroos. Por parte del conjunto entrenado por Sampaoli, ha anotado Jovetic, que tiene al Madrid entre sus víctimas favoritas.

El Real Madrid pronto sacó sus cartas en el césped del Santiago Bernabéu ante uno de los rivales que más le podían complicar la vida en los últimos compromisos que le quedan del Campeonato Nacional de Liga. Nacho Fernández, con un gran gol, abrió el marcador para el equipo local, que miraba de reojo a lo que hacía en Las Palmas el F.C. Barcelona, su gran rival por el título.

El segundo gol del conjunto blanco llegó poco después. Cristiano Ronaldo, en un gran momento de forma en los últimos partidos, fue el encargado de poner tierra de por medio frente a un Sevilla desconcertado, incapaz de plantar cara al mejor Real Madrid de la temporada. Con este segundo tanto, el Real Madrid se confió y el Sevilla, en cierto punto, se aprovechó de las distracciones.

Al poco de iniciar la segunda parte, Jovetic, por parte del Sevilla, batía a Keylor Navas, aprovechando el mal comienzo tras el intermedio de los pupilos de Zidane, y, añadido al de la primera vuelta, se convierte el Real Madrid en una de las presas preferidas del ex jugador del Inter de Milán, uno de los fichajes más rentables del Sevilla esta temporada.

Pero esto solo envalentonó al Real Madrid, que fue capaz de anotar hasta dos goles más para cerrar el partido. Cristiano Ronaldo, con un disparo que fusiló al portero del Sevilla, fue el autor del tercer tanto. Posteriormente, Toni Kroos, uno de los mejores centrocampistas del mundo, fue el encargado de cerrar el marcador para el Real Madrid, que deja más viva que nunca la Liga Santander.