logo twDiana Fernández

  • Cañizares, arzobispo de Valencia, ha pedido que “no se hagan más victimas y no se siente a nadie en el banquillo de los medios”
  • Mayor Oreja y Boing han sido algunos de los asistentes a la homilía

La Catedral de Valencia ha sido hoy testigo del funeral de la ex alcaldesa de la ciudad Rita Barberá. Tras el fallecimiento de la senadora el pasado miércoles a los 68 años, más de 2.000 personas se han reunido para dar el último adiós a Barberá. Entre los asistentes se encontraba el que fuera ex presidente del gobierno Jose Maria Aznar que ha sido recibido entre vítores y aplausos al llegar a la Catedral.

El funeral ha sido presidido por Antonio Cañizares, arzobispo de Valencia y ha destacado “su sacrificio total y sin reservas por todos”. Ha aprovechado para pedir que “no se hagan más víctimas que no se siente a nadie en el banquillo de los medios”, destacando a estos que “deben decir la verdad porque sino se destruiría la sociedad de España”. Esto ha ocurrido después de que varios dirigentes del Partido Popular acusasen a los medios de haber causado la muerte de la senadora.  Durante la homilía pidió “que su muerte no siembre enfrentamientos sino la concordia”.

Entre los asistentes se encontraba el ex presidente de la Generalitat Francisco Camps, la ex alcaldesa de Madrid Ana Botella, la presidenta del PP de Valencia Isabel Boing, el presidente del Senado Pio García Escudero,, el ex ministro de Asuntos Exteriores Jose Manuel García Margallo y el ex ministro del Interior Jaime Mayor Oreja.


MÁS INFORMACIÓN

Rajoy se despide de Rita Barbera: “Ha sido un honor ser su amigo”

El PP asegura que la muerte de Rita Barberá se debe al juicio injusto de la opinión pública