logo twÁlex Martín

El liderato de la Liga Santander se mantiene en las manos de dos equipos, el Real Madrid y el F.C. Barcelona, que se encuentran compartiéndolo. Sin embargo, el que aparece al frente es el equipo dirigido por Luis Enrique, aunque el equipo blanco tiene un partido menos. La victoria en Cornellá-El Prat frente al Espanyol por cero goles a tres ha hecho acercarles al título a los jugadores blaugranas.

El F.C. Barcelona saltó al terreno del Power8 Stadium, estadio del Espanyol, con ganas de dominar a sus rivales. El equipo dirigido por Quique Sánchez Flores tenía la obligación de poner en serios aprietos a su otro gran rival en la ciudad de Barcelona, aunque los esfuerzos del equipo blaugrana estaban empezando a asediar a la defensa del Espanyol, contra las cuerdas en la primera parte.

Ya en la segunda parte, el equipo azulgrana no tardó demasiado tiempo en batir a Roberto, guardameta de los pericos. Pasados los primeros 5 minutos de juego de la segunda mitad, el delantero uruguayo Luis Suárez batió al ex-guardameta del Atlético de Madrid para poner el 0-1 en el marcador del Power8 Stadium, frío tras el primer gol de su rival.

Después del primer tanto del conjunto azulgrana, el Espanyol y su defensa no tardaron demasiado tiempo en caer ante el asedio cometido por los atacantes del equipo culé. A pesar de ello, no fue hasta pasado el ecuador del segundo tiempo cuando el conjunto dirigido por Luis Enrique, a través del centrocampista croata Rakitic, fue capaz de perforar de nuevo las redes del Power8 Stadium.

De nuevo, Luis Suárez hizo que el balón besase las redes de la portería del equipo contrario. Con este tanto, se cerró la goleada del F.C. Barcelona en el derbi catalán, aleja al Espanyol de la lucha por los puestos europeos, que se está intensificando en las últimas jornadas del Campeonato Nacional de Liga y mantiene el ritmo para poder ganar el torneo doméstico, resistiendo al Real Madrid.