El Barcelona y el Espanyol se han unido al paro general que se ha convocado en Cataluña, a modo de protesta, por el uso de la violencia en el referéndum el pasado 1 de octubre.

A través de un comunicado, el equipo culé se ha unido al “paro de país” para “condenar enérgicamente el uso de la violencia para impedir el ejercicio del derecho democrático y la libre expresión de sus ciudadanos durante el referéndum celebrado este domingo en Cataluña”.

Por lo tanto, todo lo relacionado con el equipo de la Ciudad Condal ha quedado suspendido a modo de protesta por lo sucedido el 1 de octubre, y no es el único conjunto catalán que ha anunciado su intención de secundar el paro iniciado por entidades catalanes.

Por su parte, el Espanyol se suma a su eterno rival en la adhesión a la convocatoria de paro general , como protesta a los “graves hechos” vivido este domingo durante el referéndum.

“Una vez conocida la convocatoria de paro general de actividad en Catalunya para este martes 3 de octubre, fruto de los graves hechos vividos ayer domingo en el conjunto del territorio catalán, el RCD Espanyol de Barcelona manifiesta que se pospone la presentación del fútbol formativo y femenino del club prevista para mañana por la tarde“, ha anunciado el RCD Espanyol a través de un comunicado oficial.

En el comunicado, el club ha anunciado que va a respetar el derecho de todos los trabajadores de la entidad a secundar el paro en Cataluña. Por otro lado, la Ciudad Deportiva Daniel Jarqué estará cerrada en la jornada de hoy a consecuencia del paro.

Por lo tanto, el primer equipo se entrenará a puerta cerrada, y no será hasta el 4 de octubre cuando se retomen los entrenamientos y las ruedas de prensa posteriores al entreno, tanto en Cornellá como en la Ciudad Deportiva.